jueves, 7 de febrero de 2008

Nuevo mecanismo de replicación de ADN



Descubierto nuevo mecanismo en replicación de ADN que cuestiona modelo actual
Un equipo del CSIC ha determinado que la célula humana realiza, al dividirse, múltiples copias de pequeños fragmentos del genoma, además de la copia íntegra de ADN que hasta ahora se conocía.El estudio ha sido dirigido por los investigadores María Gómez y Francisco Antequera, del Instituto de Microbiología Bioquímica (centro mixto del CSIC y la Universidad de Salamanca), y se ha publicado en el último número de la revista 'Genes and Development'.Según ha explicado a Efe María Gómez, el hallazgo cuestiona el modelo establecido sobre la forma en que las células duplican su material genético antes de dividirse para pasar esta información a una nueva célula.Hasta ahora se pensaba que la replicación del ADN ocurría una única vez y de manera homogénea, pero los investigadores han descubierto que durante este proceso también se producen múltiples copias 'muy pequeñas' en el inicio del ciclo de división que, sin embargo, no ocasionan problemas a la célula.Por el momento no se conoce cuál es la función del fenómeno, bautizado como 're-replicación', ni qué ocurre con los nuevos fragmentos, pero el hallazgo indica que el 'umbral de detección' de problemas en la célula es más alto de lo que se pensaba.'Cuando los sensores celulares detectan algún problema -ha añadido Gómez- la división se detiene inmediatamente para proteger a la célula, pero en este caso los pequeños fragmentos no la detienen, por lo que el control de la regulación en su inicio debe de ser distinto de lo que se pensaba hasta ahora'.Los investigadores intentarán ahora resolver esa incógnita y desvelar si las pequeñas copias son solo un ensayo de la célula antes de producir la copia íntegra del ADN, como si fuera 'una especie de basura genética que no tiene ninguna función concreta', ha aclarado Gómez.El hallazgo también podría aclarar por qué las proteínas que inician la duplicación del genoma lo hacen siempre de forma simultánea desde las mismas regiones de los cromosomas, y cómo se identifican esas zonas.-

El agua de azúcar alivia el dolor de las vacunas infantiles


Una cucharada de azúcar ayuda a poder tragar un medicamento, pero un estudio reciente muestra que también podría aliviar el dolor de las vacunas.
Además, los expertos esperan que esta solución simple de agua y azúcar ayude a tranquilizar también a los padres y aumentar las tasas de inmunización en niños
"Esperamos que esto anime a los padres a poner las vacunas a sus hijos", dijo la autora del estudio Linda Hatfield, profesora asistente de servicios de salud pública en la Facultad de enfermería de la Universidad estatal de Pennsylvania en University Park. "Es algo sencillo, económico, los bebés abandonan la clínica con la misma rapidez con que llegan".
La estrategia es tan sólo una dentro del arsenal de analgésicos más seguros para los niños.
"Está surgiendo una combinación de cosas que pueden ser usadas en los consultorios de pediatras que son útiles para los niños", dijo el Dr. Kenneth R. Goldschneider, director de la división de gestión del dolor en el Centro médico del Hospital infantil de Cincinnati en Ohio. "La sacarosa, envolver en mantas, el cuidado al estilo canguro [el contacto directo piel a piel con uno de los padres], la succión no nutritiva [ un chupete sin nada untado], analgésicos tópicos, el uso de agujas finas y la selección apropiada del lugar de la inyección son todos medios para evitar que las intervenciones dolorosas sean demasiado estresantes. Ninguno es perfecto, pero son seguros y al menos son efectivos".
De acuerdo con Hatfield, este trabajo es uno de los primeros en estudiar a los niños que ya han abandonado el hospital. La mayoría de los estudios previos se han hecho en recién nacidos pretérmino quienes, por su circunstancia, reciben más inyecciones. Su estudio aparece en la edición de febrero de Pediatrics.
El itinerario de inmunización anual para los recién nacidos sanos es abrumador; los bebés y los niños pequeños reciben hasta 24 inyecciones en los primeros dos años de vida. Se pueden administrar hasta cinco inyecciones en una sola consulta.
Pero muchos padres están aterrados ante la posibilidad de ver a sus hijos experimentar dolor.
"Algunas madres dicen que nunca han escuchado a su bebé llorar de esa manera", dijo Hatfield. "Son renuentes a traer a su pequeña criatura al hospital".
También existen ciertos indicios de que la exposición temprana al dolor podría tener efectos neurológicos a largo plazo.
Los pediatras canadienses y estadounidenses ya recomiendan el uso de sacarosa para calmar los procedimientos dolorosos en neonatos.
Hatfield y sus colegas asignaron de manera aleatoria a cien bebés de entre dos y cuatro meses para que recibieran sacarosa oral o un placebo (agua esterilizada) dos minutos antes de las vacunas rutinarias.
El dolor fue evaluado con una puntuación que tomaba en cuente el llanto, la expresión facial, el movimiento corporal, indicadores conductuales y el sueño.
El grupo de sacarosa mostró menos puntuaciones de dolor a los 5, 7 y 9 minutos después de tomar la solución, y a los 9 minutos tenían un puntuación media del dolor 78.5 por ciento más baja que el grupo de placebo.
Se pidió a los padres que no lo envolvieran en mantas o lo acurrucaran durante la inmunización, ya que esto podía tener un efecto sobre la experiencia del dolor.
¿Es una buena idea dar azúcar a bebés tan pequeños? Hatfield señala que la solución es tan débil (sólo un cuarto de azúcar) que es poco probable que tenga algún efecto sobre problemas posteriores de peso y no aumenta el azúcar en sangre a corto plazo.
En lo que respecta a cómo trabaja el azúcar, Goldschneider apuntó que una investigación previa planteó una relación entre la exposición a la sacarosa y la liberación de químicos analgésicos naturales en el cuerpo.



Un masaje en la espalda de 20 minutos por la tarde puede ayudar a aliviar el dolor y la ansiedad que a menudo acompaña a una cirugía importante, muestra una investigación reciente.
"En los pacientes que recibieron el masaje, la respuesta aguda era equivalente a una [dosis] de morfina, algo bastante notable", aseguró el autor principal del estudio, el Dr. Daniel B. Hinshaw, profesor de cirugía y miembro del equipo de cuidados paliativos del Sistema de atención de salud Ann Harbor de Asuntos de Veteranos de Michigan.
De acuerdo con Hinshaw, la idea del estudio se originó años atrás, cuando él mismo pidió a las enfermeras que dieran masajes a pacientes mayores para complementar el alivio del dolor proporcionado por los medicamentos. "Con los años, me he preocupado por el tipo de dolor y sufrimiento causado por las cirugías", dijo. "¿Cómo podíamos mejorar el alivio del dolor y reducir el sufrimiento?".
En el ensayo del masaje participaron 605 veteranos que se sometieron a cirugía abdominal o torácica y fueron asignados de manera aleatoria a uno de tres grupos. Un grupo de 203 veteranos recibió un cuidado estándar, mientras que otros 200 recibieron un masaje diario de 20 minutos en la espalda. Un tercer grupo de 202 participantes recibió 20 minutos de atención individual pero no masajes. Se les pidió que cuantificaran las sensaciones de dolor y ansiedad en una escala de uno a diez.
"Es normal que un paciente tenga un máximo de dolor el primer día, que aminora más adelante", anotó Hinshaw.
Sin embargo, de acuerdo con el estudio, "la tasa de reducción del dolor fue alrededor de un día más rápida para los pacientes del grupo del masaje", destacó. Los pacientes también experimentaron reducciones a corto plazo en el nivel de ansiedad tras el masaje, halló el equipo.

sábado, 2 de febrero de 2008

Fumar empeora el pronóstico de los pacientes de FPI

Los fumadores actuales y ex fumadores que padecen la enfermedad fibrosis pulmonar idiopática (FPI) tienen una peor prognosis que los no fumadores, según un estudio británico.
La FPI es intratable y los pacientes por lo general mueren dentro de los cinco años siguientes al diagnóstico. Investigaciones anteriores han sugerido que los fumadores actuales que tienen FPI podrían vivir más que los ex fumadores, pero los autores de este nuevo estudio afirman que probablemente se debía a un "efecto de fumador sano".
"Fumar se relaciona con un mayor índice de mortalidad por FPI y un hallazgo anterior que sugería lo contrario casi seguramente se debía al hecho de que los fumadores tienden a dejar de fumar cuando la enfermedad se vuelve más grave, así que fumar en la actualidad se relaciona con enfermedad más leve", explicó en una declaración preparada el Dr. Athol U. Wells, líder de la investigación, de la Unidad de Enfermedad pulmonar intersticial del Hospital Royal Brompton de Londres.
En un artículo publicado en la segunda edición de enero de la revista American Journal of Respiratory and Critical Care Medicine, Wells y sus colegas analizaron los historiales médicos de 249 pacientes de FPI y encontraron que los no fumadores sobrevivían más tiempo que los fumadores actuales y los ex fumadores.
"Especulamos sobre si esto refleja comorbilidad de la enfermedad, es decir, mortalidad excesiva por enfermedades no pulmonares que se pueden achacar al tabaquismo o a un efecto del tabaquismo de impulsar la progresión de la enfermedad pulmonar", planteó Wells.
El equipo realiza más investigaciones en esta área.

Las píldoras anticonceptivas pueden proteger contra el cáncer de ovario

Las píldoras anticonceptivas pueden proteger a las mujeres contra el cáncer de ovario por 30 años o más después de haber detenido su consumo y ya han evitado 100.000 muertes por la enfermedad en todo el mundo, informaron investigadores británicos.
Cuanto más tiempo una mujer consume anticonceptivos orales, menor es su riesgo de desarrollar tumores en los ovarios, una condición que es más común después de los 50 años, escribieron los expertos en la revista médica The Lancet.
Por ejemplo, las mujeres que toman estas píldoras durante 15 años reducirían su riesgo a la mitad, agregaron los autores.
En todo el mundo, los anticonceptivos evitaron que unas 200.000 mujeres desarrollaran cáncer de ovario y que 100.000 de ellas murieran como consecuencia de la enfermedad, indicó el equipo de Valerie Beral, de la Universidad de Oxford, en su informe.
Los resultados son la evidencia más fuerte hasta el momento de los beneficios de las píldoras en la prevención del cáncer de ovario y mostraron que la protección permanece mucho tiempo después de que las mujeres dejan de tomarlas, añadió Beral.
"Cuando se tiene 60 años, importa si se tomaron (los anticonceptivos) por cinco o por 10 años" durante la juventud, expresó Beral durante una entrevista telefónica.
"Cuanto mayor fue el tiempo durante el cual se consumieron (las píldoras), más protegida se está cuando el riesgo de cáncer de ovario es alto", añadió la experta.
Unos 300 millones de mujeres han empleado píldoras anticonceptivas desde su aparición, a comienzos de la década de 1960, y cientos de estudios han observado su seguridad.
Mientras que algunas investigaciones sugieren que son beneficiosos, otras muestran que los anticonceptivos aumentan el riesgo de desarrollar cáncer de pecho y de útero.
Tomar píldoras durante 10 años disminuyó el riesgo de sufrir cáncer de ovario antes de los 75 años de 12 a 8 de cada 1.000 mujeres. Además, redujo el peligro de muerte por la enfermedad de 7 a 5 de cada 1.000 mujeres de menos de 75 años, reveló el estudio.
Más de 100 millones de mujeres consumen anticonceptivos orales en la actualidad, por lo que se estarían evitando más de 30.000 casos de cáncer ovárico por año en las próximas décadas, añadieron los autores.
La investigación también demostró que la etnia, la educación, los antecedentes familiares y otros factores no influirían mucho en la disminución del riesgo cuando se trata del uso de las píldoras.
Los expertos dijeron que no saben exactamente por qué los anticonceptivos orales brindan esta protección, pero dijeron que los efectos tienen sentido, ya que el medicamento suprime la función de los ovarios mientras las mujeres los están tomando.
En todo el mundo, se registran más de 190.000 nuevos casos de tumores ováricos por año, según datos de la Agencia Internacional de Investigación del Cáncer.

la salud en imágenes

Loading...